La indignación estaba en el aire

Hace 5 años, el 15 de Mayo, dio inicio en España un movimiento cívico y espontáneo de indignación en contra de la crisis financiera, la precariedad general, las respuestas políticas a la situación reinante y el descrédito en el que ha caído la política, dominada por líderes que no solo se percibían como corruptos o estúpidos, sino que también estaban demostrando ser incapaces.

Este movimiento de indignación tomó por sorpresa a las grandes ciudades que vieron florecer en sus principales plazas auténticos campamentos de “militantes” espontáneos unidos por su indignación frente a temas tan diversos como el sufrimiento de los animales sacrificados para la alimentación humana, hasta los desahucios por deudas hipotecarias. Durante este tiempo todo era “legítimamente” reivindicado y todo era objeto de largas sesiones asamblearias en medio de las plazas. En Barcelona, esta situación duró aproximadamente 3 meses. Tres meses que seguí con máximo interés diariamente, fotografiando todas las manifestaciones humanas de aquel campamento que marcó un hito en la historia de la Plaza Cataluña. Mi interés residía más en la vida diaria de los ocupantes de la plaza que en las actividades políticas programadas a diario.

08062011-_MG_3583

De las miles de fotos que conservo de aquellos aproximadamente  90 días, comparto hoy una serie que tengo como mi favorita. Mientras la actividad principal de las manifestaciones se concentraba en el centro de la plaza, con áreas definidas para cada objeto específico de indignación y mientras se sucedían asambleas, manifestaciones o discursos organizados o improvisados, en la periferia de la plaza, entre los árboles, lejos de ese corazón palpitante, se fue generando otro plano de actividad, más light, pero igualmente intenso. En lo alto de las copas de los árboles que rodean la Plaza de Cataluña se tiraron cuerdas y redes, se construyeron “casas en los árboles”, se subieron camas y sillas y se creó un mundo paralelo que podía pasar desapercibido al transeúnte, escondido entre el follaje, las sombras y la costumbre de caminar con más frecuencia mirando hacia el suelo que hacia el cielo.

A continuación les dejo algunas fotos de mi serie “La indignación estaba en el aire.” Espero sea de su interés.

Advertisements

Feedbacks and comments? Thanks in advance!

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s